Tank

El reloj rectangular de Cartier: el encuentro de la elegancia moderna y la creatividad.

CTA Link

TANK FRANÇAISE, HÉROE DE AYER Y DE HOY

Con el reloj Tank comparte la elegancia atemporal, todos los códigos estéticos y el arte tan especial de acertar siempre en todo momento.

Descubrir

El diseño

Inspirado en el diseño de un tanque militar visto desde arriba, el reloj responde a un principio gráfico muy claro: las angarillas representan las orugas y la caja el habitáculo del vehículo. Esta aproximación de las formas da lugar a un nuevo principio fundador: el diseño de los enganches de la caja se integra a partir de ahora en la prolongación del brazalete sin interrumpir el ritmo.

LA LEYENDA Y LA HISTORIA

A principios del siglo XX, Louis Cartier se dedica a la búsqueda de la forma con el objetivo de introducir el círculo de las horas en la línea del brazalete y depurar el diseño de los enganches en la caja hasta integrarlo finalmente en la prolongación del brazalete. Aunque el reloj Tank se desarrolló en 1917, hubo que esperar hasta 1919 para que se comercializara efectivamente. Entre el 15 de noviembre y el 26 de diciembre de 1919, seis unidades entraron a formar parte del inventario y, el 17 de enero del año siguiente, ya no quedaba ninguna.

Reinventado constantemente

La silueta del reloj Tank, reflejo de una investigación en materia de estilo cada vez más sofisticada, está en evolución constante.
En 1921, la caja se alarga, las angarillas se estilizan: se crea el reloj Tank LC, con las iniciales de Louis Cartier. Más tarde llegan las esferas monocromáticas de los años Must a partir del final de los años 70.

En 1988, se presenta el Tank Américaine en sintonía con el dinamismo de la época, mientras que en 1996 nace el Tank Française, con un brazalete de metal en perfecta continuidad con la caja.